miércoles, 31 de marzo de 2010

Opiniones del público

A pocos días del reestreno, invitamos a quienes ya hayan visto la obra en el 2009 a dejar su opinión en la página de Alternativa Teatral. Para quienes no la vieron, pueden pasar y leer las críticas del público, haciendo click acá ¡Y los esperamos el domingo!

domingo, 28 de marzo de 2010

A sólo una semana...

A sólo una semana del reestreno de De cómo el Sr. Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos, quienes formamos parte de Compañía Teatral Quinto Piso estamos nerviosos, ansiosos por reencontrarnos con el público y felices por tener una nueva oportunidad de hacer lo que tanto amamos hacer ¡TEATRO!
Comienza la cuenta regresiva... ¡los esperamos!

jueves, 25 de marzo de 2010

¡Reestreno 4 de abril de 2010!

"De cómo el Sr. Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos" de Peter Weiss, dirigida por Daniel Godoy. Reestreno el domingo 4 de abril, 21hs. en Bodega Cultural Liberarte, Av. Corrientes 1555.

miércoles, 24 de marzo de 2010

¿Por qué Peter Weiss?

Quinto Piso y la elección del autor

Indudablemente surge una nueva pregunta: ¿y por qué no Peter Weiss?, pero “¿por qué no?” también es solo una construcción, más contundente que la primera por cierto, pero sigue siendo sólo eso y no nos alcanza para justificar nuestra elección. Sí, los supuestos que aquí intentaremos desarrollar.

A la insuficiente contundencia expresada inicialmente debemos contraponer los textos del autor alemán y particularmente los que integran “De Cómo el Sr. Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos”. No estamos hablando solo cuadros bien acabados y bellas imágenes, sino y sobre todo, creemos que aquí radica su mayor mérito, claridad y toma de posición política. Claridad frente a una sociedad inmersa en la banalidad, en el extremo individualismo, mezclada, confundida, intelectualmente agonizante, ahogada y debilitada por los más miserables e inhumanos intereses económicos. Y toma de posición política como respuesta frente a este estado de cosas. Invitándonos, para decirlo de un modo cortés, a tomar partido, a accionar, a operar un cambio. A suprimir el mal funcionamiento, a reemplazarlo. Es por ello que a Weiss ya no le interesan los conflictos individuales “de alcoba”, sino aquellos que involucren a los diferentes actores sociales, a las grandes estructuras, a aquellos que oprimen al hombre actual y lo cosifican. Es allí donde se instala el verdadero peligro, los núcleos que hay que combatir.

Ahora bien, el material con el que Weiss siempre ha trabajado es la realidad. Y a la vez fue esta la que le devolvió de manera contundente la situación del hombre actual. Con esa contundencia, como dijimos, escribe, confronta, hace combatir a sus personajes y debate, con un único fin: que de igual forma suceda en la platea. Sus trabajos no son pasatistas o románticos, ni se cierran con finales bien acabados y definitivos. Es el espectador quien debe hacer la mayor operación de todas, digerir, reflexionar, tomar una posición. Es imposible no hacerlo frente a sus producciones. Para bien o para mal siempre nos toca la mayor parte del trabajo. Nunca quedamos exentos de dicha participación, así lo intentemos. Sin caer en largos debates intelectuales que no conducen a ninguna parte, su teatro es netamente político y no pretende ser otra cosa. Tiene la particularidad de no indicarnos de manera precisa, y detallada las pautas que nos conducirán al cambio. Insistimos es una operación que debe realizar el espectador.

Por otro lado si revisamos nuestra producción anterior, (“Los Siete Locos” de Roberto Arlt año 2004/5 y “Calígula” de Albert Camus año 2007/08), podemos inferir que continuamos trabajando con autores comprometidos profundamente con la realidad y con los conflictos que acaecen al hombre contemporáneo.

En “De cómo el Sr. Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos” la contundencia se encuentra sintetizada en el nivel de las acciones. Ellas son, en definitiva, el motor de la historia; es decir, el actor como un todo será quien no sólo construya y deconstruya los diferentes tipos presentados en la obra sino quien además efectúe los emplazamientos necesarios y movimientos escenográficos, para montar cada uno de los cuadros.

Este acento en el cuerpo es el punto coincidente con nuestro recorrido teatral. Cabe mencionar que la poética se nutre por los permanentes cruces con el cine mudo, el circo y el clown.

jueves, 11 de marzo de 2010

De cómo el señor Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos

"Misterio es el trabajo, el matrimonio,
la salud, el dinero, hasta el ponerse
los zapatos; en todo está el demonio:
en moverse y, en fin, en no moverse."


La liberación de los padecimientos según Peter Weiss

El autor (1916 – 1982) a través de un recorrido de once breves cuadros nos presenta a modo de farsa, los sucesos inoportunos que el Sr. Mockinpott debe afrontar. Cada uno de ellos representan una institución y su funcionamiento: el sistema penitenciario y judicial, el matrimonio, el sistema laboral, el gobierno, la religión, etc.
Al tratarse de una farsa, Weiss, confía el desarrollo de la historia a personajes “tipos”, es decir, aquellos que cumplen con un rol social, claramente definido, sin cuestionamiento moral sobre sus actos. Esto se encuentra estrechamente vinculado con las intenciones políticas, didácticas y estéticas del autor alemán. Debemos aclararlo, su teatro se encuentra enmarcado dentro del plano político y por fuera de los conflictos individuales. Como dramaturgo consideró expresar de manera clara su posición crítica frente a la realidad. Una realidad que va a funcionar como motor de toda su expresión.
A diferencia de otras de sus producciones, “De cómo el Sr. Mockinpott consiguió liberarse de sus padecimientos”, no posee un sistema escénico de gran complejidad, los elementos esceno-plásticos aquí utilizados son fácilmente manipulables por los propios actores. El acento se encuentra puesto - y es aquí donde radica para nosotros uno de los mayores puntos de conexión con nuestro recorrido teatral – en el cuerpo. La poética se nutre por los permanentes cruces con el cine mudo, el circo y el mundo del clown.

Ficha técnico artística

Autoría: Peter Weiss
Actúan: Tomás Buccella, Leandro Cóccaro, Macarena Riesco, Marcelo Gamarra, Vanina Veigas, Aníbal Brito, Julián Lastra, Malena Colombo, Darío Bonheur, Hernán Márquez
Concepción original de Vestuario: Daniel Godoy
Concepción original de Escenografía: Leandro Cóccaro, Daniel Godoy, Gabriel Sosa
Vestuario y elementos escenográficos: Julieta Eriche, Josefina Curá Olivera, Martina Pombo, Verónica Manzanares, Candelaria Arata, Ana Victoria Libonatti
Maquillaje: Loli Angeletti, Mariela Rosa
Diseño de luces: Manuel Rincón, Daniel Godoy
Música original: Leandro Bisogno
Diseño gráfico: Aníbal Brito, Leandro Cóccaro
Asistencia general: Julián Poncetta
Puesta en escena y dirección general: Daniel Godoy

¡Nuestro Trailer!

video

lunes, 8 de marzo de 2010

Crítica y comentarios de nuestros espectadores

Compartimos con ustedes la crítica que salió sobre nuestra obra en la revista de teatro La Voragine Nro. 24. en nuestra primera temporada de funciones: "¿Qué hice yo para merecer esto?" de Azucena Ester Joffe y María de los Ángeles Sanz.

Leer artículo.

También compartimos los comentarios que nuestros espectadores dejaron en el sitio Alternativa Teatral.

Leer comentarios.